Hay tres razones por las que la adaptación de GTA V para PC lo convierten en un juego sobresaliente, y, probablemente, en los mejores 60€ que te puedes gastar en tu ordenador.

La primera es que cualquiera que esté habituado a la versión del juego de consola, cuando te vea jugando en el PC, no se va a creer la calidad gráfica que ostenta el GTA V en PC. Un amigo, me preguntó cuál era el último videojuego al que estaba jugando, y cuando le dije que el GTA V, me contestó que él llevaba meses jugando en su PS4, no sin cierto aire de condescendencia por la falta de novedad del título. Cambió de opinión cuando vio el aspecto del juego en el PC.

La segunda es que el “port” está tan bien optimizado, que incluso en una Surface 3, que es un ordenador “muy modesto” para videojuegos, a 1200x800px de resolución, el juego vuela. Puedo asegurar que no es lo habitual, y mucho menos en un juego adaptado de consola. Incluso en juegos nativos de PC con menos carga gráfica, van lentos en la Surface.

La tercera es que GTA V, se juegue en la plataforma en la que se juegue, es uno de los mejores videojuegos de todos los tiempos. Su inmenso mapeado, el infinito mar de posibilidades que nos da la ciudad, el modo historia con varios protagonistas, o el modo online, hacen del GTA un juego redondo, sea cual sea tu modo de juego. Puedes seguir la historia o dedicarte a deambular por un mapa que te otorga una libertad sin igual. Todo lo que te puedas imaginar, es posible en GTA V.

El modo historia, aunque al principio pueda parecer un poco desconcertante al no tener sólo un personaje, sino varios que forman parte de una trama, una vez puestos en el juego, esta original manera de llevarlo acabo le da más profundidad, y por supuesto más horas de juego.

Pero realmente, donde está la clave de GTA V es en el modo online, en las partidas colaborativas con amigos, donde podemos realizar misiones en grupo, desde atracar un banco, hasta rescatar a alguien de la cárcel, como en este vídeo del youtuber elrubiousOMG.